Para muchas parejas, sobre todo adolescentes que lo utilizan como método anticonceptivo habitual, una de la formas de evitar un embarazo no deseado  es con la práctica del coito interrumpido. Esta práctica consiste en retirar el pene de la vagina antes de que se produzca la eyaculación para que el semen no entre en ella y, de este modo, no se llegue a fecundar el óvulo. Sin embargo, debemos saber que no es un método anticonceptivo efectivo y que, con este tipo de práctica, corremos un gran riesgo de que la mujer se quede embarazada. Hoy os explicaremos los motivos por los cuales el coito interrumpido es un método ineficaz.

Uno de los principales motivos que hacen que el coito interrumpido sea un método ineficaz es que no podemos estar totalmente seguros de que hayamos retirado el pene a tiempo. La mayoría  de las veces, por intentar alargar esos momentos de placer, el hombre apura hasta el último instante y puede que retire el pene demasiado tarde. Una pequeña muestra de semen que haya quedado dentro de la vagina es suficiente para que una mujer que esté en sus días fecundos se pueda quedar embarazada.

Otro de los motivos es la presencia del líquido preseminal, un fluido segregado por el pene que sirve para limpiar la uretra y disponerla para la eyaculación. Este líquido contiene grandes cantidades de esperma que, como hemos comentado anteriormente, pueden hacer que una mujer que se encuentre en sus días fértiles se quede fácilmente embarazada.

Aunque el hombre eyacule fuera de la vagina, si lo hace cerca de ella, también se corre el peligro de que parte de ese semen entre en contacto con ella, con el posible riesgo de embarazo no deseado.

Como hemos visto, queda claro que el coito interrumpido no resulta un método anticonceptivo eficaz y que, con su práctica, se corre un importante riesgo de embarazo. Además, se corre un alto riesgo de contraer cualquier enfermedad de transmisión sexual (ETS).

Si queremos evitar un embarazado no deseado lo mejor es acudir a un ginecólogo para que nos indique cuál es el método anticonceptivo más indicado o utilizar un preservativo.