Sexo anal

Lo mejor para empezar a practicar el sexo anal es hacerlo lentamente. Sirve para ver si estamos preparados para poner en marcha dicha práctica. Puede servir como preliminar o en combinación con otra práctica. Las caricias se hacen con delicadeza. Son pocos los hombres heteros que se dejan tocar el ano, aunque la sensibilidad del ano para los hombres es similar a la sensibilidad que tienen en el  pene.

En la penetración con objetos, práctica común en el sexo anal, se pueden usar  diversos y variados objetos. Desde consoladores hasta bolas anales, pasando por tapones anales, o piquetes. El principal interés del juguete sexual radica en darle un toque original al encuentro.

El sexo anal con penetración es a, menudo, considerado bueno, ya que estimula las terminaciones nerviosas del ano, y el movimiento de ida y vuelta puede llevar al orgasmo. La penetración anal produce una nueva y sorprendente sensación. Los movimientos de ida y vuelta puede ser doloroso si son demasiado violentos o profundos. Por tanto, es importante escuchar atentamente las señales que envía el cuerpo y, sobre todo, lubricar bien los juguetes utilizados.

Como en cualquier práctica sexual se deben tomar las debidas precauciones que, además, en este caso deben extremarse. El coito anal tiene 3 veces más riesgo de transmisión deenfermedades infecciosas que la penetración vaginal. Por eso es muy importante limpiar los juguetes sexuales antes y después de cada uso, especialmente entre el uso anal y el uso vaginal.

El analdigitus es la penetración del ano con los dedos. Es una práctica de sexo anal común durante la masturbación femenina, porque las caricias anales son complementarias y estimulan otra zona erógena, por lo que multiplica el placer. La penetración de los dedos es menos dolorosa que los juguetes o el pene. Ayudarse con un lubricante a base de agua para humedecer la zona, lo que evitará la irritación.

La sodomía es la penetración fálica del ano. Una vez que el miedo al dolor desaparece, la pareja se entrega. Para los hombres, aparte del concepto de dominación, la sodomía es siempre agradable de practicar, porque el pene está más apretado en el ano que en la vagina, y la penetración es más gratificante. La sodomía, sin duda, es la cumbre del sexo anal.